El sistema AIS por Satélite

El sistema de información del tráfico marítimo por satélite (AIS) se gestiona a través de la sociedad canadiense, exactEarth, que es el resultado de una joint venture entre COMDEV e Hisdesat. Los diez satélites de esta nueva constelación reciben las señales AIS de los más de 100.000 buques que están dotados con este sistema, enviándose estos datos a las estaciones terrestres, donde se elabora y prepara la información de acuerdo a los requisitos de los distintos usuarios de este sistema. Mediante esta nueva constelación de satélites se puede conocer la situación del tráfico marítimo mundial en tiempo real.

Trabajando desde el espacio, AIS compila datos estáticos, dinámicos y otros relativos a la ruta, permitiendo detectar a los barcos que están cerca de la costa y a los que navegan por el océano abierto llegando toda esa información llega vía Internet a cualquier ordenador en tierra, para su procesado y posterior utilización.. La precisión se ha convertido en un elemento indispensable de AIS, al ser capaz de ofrecer detalles sobre la identidad de la embarcación, su situación, ruta, velocidad, estado de la navegación, destino y carga, maniobras que realiza, calado, eslora, bandera, oleaje, zonas rocosas, consumo energético, etc. Esta información resulta muy valiosa para las autoridades gubernamentales, marítimas, portuarias, y de pesca.

Fuente: ExactEarth

En definitiva, garantizar la seguridad oceánica es una realidad tangible con los sistemas de control del tráfico marítimo por satélite, AIS. Este sistema puede facilitar también las operaciones de búsqueda y rescate de personas y naves, con lo que cumple una labor humanitaria de primera necesidad.

Otro de los capítulos fundamentales es la protección medioambiental. La exactitud que ofrecen los sistemas de control AIS junto con la información que puede suministrar el satélite radar, permite anticipar la expansión de la contaminación marítima, favorecer el respeto al medioambiente y ayudar al cumplimiento de los protocolos internacionales de protección. La conservación es un objetivo irrenunciable y tener a nuestra disposición mecanismos que ayuden a prevenir desastres naturales, evitar y controlar la contaminación de aguas marítimas, continentales y subterráneas y en último caso garantizar la calidad ambiental, supone un gran avance en esta materia.

Los sistemas de control del tráfico marítimo a través del AIS por satélite, vienen a llenar el vacío de soluciones destinadas a garantizar la viabilidad del amplio y sensible concepto de la seguridad marítima y ayuda a reducir el impacto medioambiental. Son usos innovadores ofrecidos desde el espacio y puestos al servicio de la sociedad.